domingo, 15 de abril de 2012

Fuente y bancos de los Zuloaga para la Plaza de Regla

En una entrada en este blog de enero de 2008 ya declaré que los bancos de Zuloaga eran uno de los pequeños tesoros leoneses más queridos para mi y lamentaba que su ubicación actual los hiciera prácticamente desconocidos incluso para los ciudadanos. 
Desde entonces, he tenido un interés especial en ir reuniendo información, datos y fotografías relacionados con ellos. Las escasas menciones que leía en los medios leoneses o en diversos libros se contradecían constantemente, pero no parecía posible establecer qué datos eran los correctos. Sobre estos bancos y su fuente ha parecido caer una especie de velo que había hecho que ni siquiera en los Archivos pudieran ofrecer mucha información al respecto.
Por una graciosa coincidencia, investigando para un trabajo sobre la evolución urbana del entorno de la Catedral a mayor escala, en una carpeta de época posterior estaba adjunto un plano que resultó ser copia del original para la creación de los jardines de esa plaza, fechado en 1927. Esto permitió aclarar dos hechos fundamentales: El proyecto no era de Torbado, como se había dicho, sino del ingeniero agrónomo provincial. Los bancos y fuente no eran de Daniel Zuloaga, que había fallecido en 1921, sino del taller de la Viuda de Zuloaga e Hijos, que continuaron con el trabajo y la tradición creados por el artista, usando sus modelos y bocetos.
Durante años hemos ido viendo que de vez en cuando la prensa menciona que hay intención de recuperar los bancos y la fuente, pero finalmente nunca se ha llevado a cabo. La intemperie sigue haciendo estragos en ellos año tras año y alguna de las reparaciones mínimas que se han hecho sobre ellos son, como mínimo, dañinas y antiestéticas.
Creo que compartir toda la información que he ido recopilando podía ser de interés para alguien más y que podía ayudar a que se conozcan y se aprecien en su justo valor, así que me he puesto a ordenarla para poder hacerla pública.
Hay muy pocas y muy dispersas fotografías de la época, al menos conocidas y por supuesto están todas en blanco y negro. Además, dada la amplitud del área del jardín, son todas parciales, por lo que ha sido especialmente difícil establecer la disposición de todos los parterres y de la colocación de los bancos y la fuente.
A través de la digitalización de las planimetrías y cotejándolas con las fotografías, ha sido posible reconstruir la configuración urbana de todo el conjunto. Pero yo quería verlo, como si hubiese estado en la plaza en los años 30.
Pase lo que pase con la fuente y los bancos, una cosa es segura, no volverán a estar en la Plaza de Regla. Pero no importa, hoy la tecnología nos permite recrear infinidad de cosas y el software libre nos permite hacerlo sin más coste que el de nuestro tiempo y esfuerzo.
Faltaban muchos datos prácticos, sobre todo en lo referente a la fuente, para poder hacer una recreación fiel, con sus medidas y colores reales. Afortunadamente, el empeño de perseverar en esta investigación ha dado sus frutos.
El levantamiento en 3D está casi finalizado, a falta de pulir algunos detalles en el dibujo. Cuando esté completado, lo compartiré a través de Google Earth si es posible para que todo el que esté interesado lo pueda ver, disfrutar e incluso, "pasear".
Mientras tanto, os dejo unas imágenes de cómo se van viendo los resultados.

Este es el estado actual de uno de los bancos (y os aseguro que no es de los peores)


Esta es la recreación virtual de cómo fueron originalmente


Aquí podeis ver cómo queda la recreación del conjunto de jardines, fuente y bancos sobre la actual Plaza de la Catedral, a través de Google.


Y esta es una toma en la que apreciar los respaldos y la fuente.


En breve os contaré cómo va lo de colgarlo completo.
Saludos a todos, nos vemos por León.


27 comentarios:

  1. Da Gusto leer. Para mi los bancos eran casi desconocidos, alguna vez oí hablar de ellos. Muchas gracias por enseñarnos estos pequeños tesoros.
    Comparto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que gusten. Gracias por ayudar a su difusión compartiendo. Saludos

      Eliminar
  2. ¡¡Buen trabajo!!

    Un abrazote utópico, Irma.-

    ResponderEliminar
  3. Hace tiempo hice un reportaje sobre estos bancos olvidados... Y ahí siguen. Muy buena idea y gran trabajo. Me apena esa plaza de la Catedral adoquinada de arriba a abajo y con unos maceteros espantosos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy agradecida por tu comentario Ana. A mi también me da pena esa plaza, pero entiendo que sirve a los intereses de la vida moderna en cuanto a conjuntos históricos y concentraciónde multitudes. En fin, quizá algún día se recupere el conjunto y tengan un lugar apropiado. Por soñar que no quede. :)

      Eliminar
  4. Siempre investigando y compartiendo conocimiento con los demás. ¡Enhorabuena! Un abrazo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Sofía. Esta es un capricho personal, estoy enamorada de esos bancos

      Eliminar
  5. Buen trabajo y es una lástima que se encuentren en el estado en que estan, más que una lástima es una vergüenza.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Completa y absoluta, estoy de acuerdo. Pero arreglarlos supone el compromiso de recolocarlos en un sitio resguardado. Qué sitio les buscamos?

      Eliminar
  6. ¿Qué curioso! no tenía ni idea de la existencia de esos bancos, aunque ahora que lo he leído, si que los he visto en su actual ubicación, lo que nunca supe era la historia, ¡¡Muchas gracias!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un placer haber solucionado esa pregunta :) Gracias a ti

      Eliminar
  7. Otro más que no tenia ni idea de su existencia, no donde estabn, NI NADA. Muchas gracias Monica, genial trabajo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. Ha habido un error al colgar comentarios, por eso he tenido que borrar la respuesta anterior. Gracias por tu comentario, que se conozcan y aprecien vale el esfuerzo.

      Eliminar
  8. Gracias a ti, me encanta que te haya gustado :)

    ResponderEliminar
  9. Realmente sorprendente.
    ¡Muchas gracias por compartirlo con nosotros!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mi no tendría sentido hacer algo así y no compartirlo. Gracias por el aprecio, es un lujo.

      Eliminar
  10. Felicidades, Mónica!
    Me alegro muchísimo de tu descubrimiento, que, por otra parte, por lo que cuentas casi se había tornado en algo personal. Y me alegro más aún de que lo acerques a los leoneses que no estamos tan informados. Sirva para denunciar la conservación del patrimonio cultural e historico por parte de las Instituciones, y también para llamar la atención sobre el talento de los investigadores de León.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras, estas cosas hacen sentir que el esfuerzo merece la pena. Un saludo.

      Eliminar
  11. Pues sí, me lo acabé tomando como algo personal porque no era capaz de entender que no se conociesen y que no hubiera casi información. De no ser por la tesis de Abraham Rubio, todo esto hubiera sido imposible de hacer. Es una vergüenza que no se la hayan publicado, menos mal que ahora las universidades las cuelgan.

    ResponderEliminar
  12. Muy interesante tu trabajo. Gracias a personas como tú este olvidado patrimonio deja de estarlo. Enhorabuena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, es un gran placer ayudar a que no se olvide.

      Eliminar

Gracias por dejar tus comentarios. Todas las contribuciones son bien recibidas, ayudan a mejorar.